NUEVA DERROTA POR LA MÍNIMA

Melé entre el Irun y el Bera Bera

El sábado se jugó la 4ª jornada de la fase final en Anoeta contra el Bera Bera. El partido no fue bueno por ninguna de las dos partes, pero los donostiarras supieron llevar el partido al terreno que les convenía, un juego lento e intentando sacar provecho de los jugadores de la tres cuartos provenientes del primer equipo de la pasada temporada.

El ZAISA IRUN RT por el contrario no salía del letargo con el que salió al campo, la primera parte fue un monólogo de los donostiarras, que eran los dueños del balón. Al final de la primera parte el resultado lo dice todo, 22-8 para el Bera Bera.

La segunda parte no cambió mucho en cuanto a juego pero se pasó a dominar el balón. Los dos únicos cambios que hizo Alain, hicieron efecto. Salió Ibon Larrinaga en lugar de Imanol Aizpurua en delantera y se consiguió consevar el balón, con lo que había opciones de ataque y de ensayo. Al final de la segunda parte un parcial 5-14 no fue suficiente para darle la vuelta al marcador que reflejó un 27-22 final a favor de los donostiarras.

A pesar de que el juego no fue bueno el árbitro designado para este encuentro fue el peor del partido por mucho. No dejó contentos a ninguno de los dos equipos. No queremos decir que el tenga la culpa si no que no entendemos como para un partido de fase final, en la que los equipos se juegan el estar en la fase de ascenso a nacional o no, sea designado un árbitro que, según sus propias palabras, era su primer partido senior. Estaba nervioso, no comprendía el juego, no sabemos si por los nervios o porque se equivocaba en las reglas, en los gestos y en las sanciones. No daba continuidad al juego, las ventajas, algunas claras por parte de los dos equipos y con posibilidad de llegar a ensayo, las cortaba sin saber nadie muy bien porque. Las melés eran un despropósito, los equipos hacian lo que querían en ellas. De los rucks mejor ni hablamos, no había jamás posibilidad de recuperar el balón en un ruck, etc.

Esperemos que para los partidos que quedan seamos nosotros, los jugadores, los únicos responsables del juego en el campo.

Jugaron:

1 Valerio, 30 Koldo Alonso,3 Camarero, 4 Castellano, 5 Imanol Aizpurua, 6 Lleset, 7 Eisaguirre, 8 Lelievre, 9 Oms, 10 Ibarguren, 13 Oscoz, 12 Caballero, 11 Martinez, 14 Poncini, 15 Unhassobiscay

También jugaron:

25 Larrinaga (x 5),17 Mitxelena (x 11)

Ensayos de Unhassobiscay, Eizaguirre y Oms

2 transformaciones y un Golpe de Unhassobiscay

3 Comentarios

  1. kamata (Publicaciones Autor)

    Aunque la haya publicado yo (Kamata), no he sido quien ha escrito la crónica. Yo hubiera dicho que el arbitro SI influenció en el resultado final.
    Un ensayo del Bera Bera vino tras un “avant”, otro tras un golpe de castigo en contra inexistente y otro después de una melé girada que no sancionó (tres de los cuatro ensayos del Bera Bera vinieron de un error arbitral…)

  2. josu

    yo no se como os arreglais, pero siempre terminais hechandole la culpa al arbitro.
    Lo unico que se es que hablando con los equipos contrarios todos coincidimos en los mismo y es que el irun rugby es el equipo mas sucio al que se han enfrentado

  3. adminrci

    Josu, Josu, Josu. Creo que no sabes leer (ni escribir). Nadie le “h”echa la culpa al árbitro. Bastante tenía el pobre con estar ahí. Y tampoco te has leído las demás crónicas, porque como mucho en otra crónica se puede leer algo del árbitro. Ahora si lo que quieres es mear fuera del tiesto lo has conseguido.
    Es posible que seamos el equipo mas “sucio”. Al ser negra la camiseta se ve más el barro y el polvo que en los demás colores, pero bueno si quieres nos cambiamos de camiseta al finalizar las primeras partes y así vamos más limpios.
    Ah! por cierto, se me olvidaba. Si lo de “sucio” lo decías por lo del juego antideportivo, deberías de hablar con los árbitros que llevan 2 temporadas diciendo que el equipo ha cambiado mucho y es bastante más disciplinado que la mayoría de los equipos que juegan en la liga vasca. Eso si, si el contrario toca los c*****s mancos no somos, todo tiene un limite.

Comentarios cerrados